Economía

Picaresca hotelera y robo de amenities en hoteles durante el verano

Secadores, toallas, albornoces, sábanas entre los objetos más sustraídos por clientes quienes exhiben fotos de sus trofeos por Internet

España es la tercera potencia turística mundial y uno de los países con mayor infraestructura hotelera, en nuestro país ya existen 1.750.000 plazas que generan, un volumen de negocio de 11.485 millones de euros al año. A pesar de la crisis el turismo sigue siendo una de las principales fuentes de ingresos para nuestro país ya que los hoteles ingresan un promedio de 95,3 euros por habitación según la última Encuesta de Ocupación Hotelera del INE.

Pero son los hoteles quienes se han convertido en objetivo de pícaros y ladrones. El robo de amenities constituye el principal perfil de riesgo, los hoteles sufren la desaparición de toallas, bombillas, cubertería, secadores, pilas del mando a distancia, planchas, sábanas o incluso obras de arte de las paredes. Internet se ha convertido en un hervidero para la picaresca en el que centenares de usuarios muestran sus “trofeos” e intercambian trucos para sustraer objetos con mayor facilidad afirma Francisco Canals, periodista y director del OEI. Según una encuesta de JetCost el 81% de los clientes reconoce haberse llevado un objeto en alguna ocasión. Tampoco faltan los robos de refrescos o licores de las neveras, algunos hoteles ya utilizan contramedidas tecnológicas, como básculas electrónicas y sensores de movimiento que detectan cuando alguien ha tomado una consumición.

Los ladrones especializados en hoteles son los otros protagonistas, adquieren distintas identidades y son capaces de engañar hasta el más avispado de los recepcionistas, rastrean los pasadizos en busca de una puerta mal cerrada y haquean las cerraduras electrónicas para robar objetos de valor. Los hoteles han implementado numerosas medidas tales como GPS instalados en toallas inmunes al agua o chequeo de habitaciones realizadas justo en el momento que el cliente hace el check out, lectura de huellas dactilares para acceder al ascensor o códigos QR en el móvil que permiten el acceso a las habitaciones.

Fuente: Francisco Canals, periodista / Tel 913804419 – 677028639